QbD, siempre buscando la excelencia con nuestros valores JPEG

#disfrutar #compañerismo #extramuros #hacerlascosas

En QbD tenemos unos valores bien definidos por los que vivimos y trabajamos. Valores que pueden ser abreviados como JPEG. Esto no tiene nada que ver con un formato de archivo digital, sino con los principios rectores que ponemos en práctica cada día. Esto es lo que representan y lo que nuestros colegas y clientes dicen de ellos.

J de alegría

El trabajo bien hecho es una alegría para siempre! Ese podría ser nuestro lema en QbD. Nos encanta lo que hacemos, cada minuto del día. “Disfrutamos de nuestro trabajo y siempre nos esforzamos por marcar la diferencia para nuestros clientes”. Aparte de los negocios, también nos alegran mucho todas las demás cosas que definen el trabajo en QbD: el espíritu de equipo, la amistad, la felicidad compartida. Pregunte a nuestros colegas y clientes: en QbD siempre hay un buen motivo de celebración. Es esta vibración la que nos da energía.

P de Asociación

Solo, puedes hacer algo. Juntos, podemos hacerlo todo. Por eso QbD invierte continuamente en asociaciones entre personas, empresas y sectores. De este modo, construimos redes que permiten un futuro mejor para todos. Al ser nosotros mismos un socio de confianza, estamos preparados y capacitados para formar un equipo con usted. Porque estamos juntos en esto.

E de Milla Extra

Cuando se trata de garantizar la calidad, no hay medias tintas. Al menos, así lo vemos en QbD. Por eso nunca nos conformamos con soluciones “suficientemente buenas”. Porque esta actitud conduce a la mediocracia. Queremos llevar cada solución un paso más allá. ¿Esa sonrisa en nuestra cara? Es una expresión de nuestra determinación de ir donde nadie ha ido antes.

G de “Getting Things Done” (hacer las cosas)

Por supuesto, analizamos a fondo todo el proceso, centrándonos en mejorar la calidad allá donde vayamos. Pero fieles a nuestro espíritu práctico, siempre ponemos nuestro dinero donde está nuestra boca. Al fin y al cabo, los problemas no se resuelven solos, ¿verdad? Por eso le hincamos el diente con firmeza a cada desafío. Y no lo soltaremos hasta que el trabajo esté hecho.